jueves, 18 de marzo de 2010

-NO ESTAMOS SOLOS...DICE CLARK McCLELLAND-VETERANO DE LA NASA-




-Clark C. McClelland es un veterano de la NASA que no puede decir hoy en día que está retirado de la NASA porque la experiencia a la que tuvo acceso y reportó posteriormente trajeron, como consecuencia, su despido de la NASA, sin derecho a retiro, ni seguro médico. Mc Clelland asegura en su página web que vive en la pobreza, y que sale adelante sólo gracias a algunos donativos que recibe por medio de su página web a través de la cual pide ayuda para subsistir.

En el site de Henry Makow (uno de mis favoritos y veterano de mi blogroll) McClelland cuenta la experiencia que marcó su vida.

Conviene qué comprobéis que este veterano de la agencia espacial NASA es quien dice ser y que tiene un pasado con títulos universitarios, certificados, fotografías autografiadas, insignias y recuerdos de un pasado más “brillante” (algunos de los cuales los ha puesto a la venta en su página para poder vivir).

Y aquí podéis leer su historia profesional completa se resume de esta manera en palabras del propio Clark:

“Si no crees en la existencia de Objetos Volantes No Identificados, considera el fenómeno desde mi punto de vista. Soy un ingeniero aeroespacial entrenado y alguien con conocimiento interno y experiencia de 61 años en los campos de ciencia espacial e investigación OVNI”.

Edgar Mitchel, famoso astronauta de la NASA, ha confirmado las experiencias y el status de Clark C. McClelland , el cual ha dirigido , o ha sido testigo, de más de 650 misiones espaciales a lo largo de toda su carrera.

Makow ha publicado la narración de McClelland sobre el incidente que tuvo lugar cuando observaba el lanzamiento de una misión más de las muchas que había observado hasta ese momento a lo largo de su carrera, desde el Centro de Control de Misiones Aeroespaciales en el Centro Especial Kennedy.

En palabras de su propio relato publicado por Makow:

“En 1991, cuando monitorizaba una misión espacial de lanzamiento, en el Centro de Control de Misiones, en el Centro Espacial de Kennedy, me impactó enormemente observar a una entidad que tenía de ocho a nueve pies de alturas (nota trinity: unos dos metros y medio o más) en el Puente de Carga cuando la nave estaba en órbita alrededor de la Tierra.

La entidad era muy alta, mucho más alta que los dos astronautas de la NASA cerca de éste. Podría estimar su altura debido a que yo estaba familiarizado con los espacios y tamaño en el interior de la plataforma de carga del cohete. No pude ver todos sus rasgos faciales, excepto que reconocí dos ojos, una nariz y dado que tenía un gran casco puesto, no se podía ver nada más.

La entidad estaba vestido con un traje espacial muy ceñido. Lo vi a una distancia de 27 pulgadas del monitor de TV. Parecía que los astronautas de la NASA estaban familiarizados con la entidad. La entidad parecía estar comunicándose con los dos astronautas de la NASA. Hubo algún comentario de la NASA del Centro Espacial Houston, pero no se hizo mención alguna de la entidad. Después de unas cuantas frases, el audio se iba y no puedo recordar si oí algún otro comentario”.

Aquí es posible ver la imagen de esta escena tal y como él la recuerda (no permite copiar sus imágenes y fotografías sin permiso previo y aun no he recibido respuesta por correo)

“Yo estaba en una oficina de monitorización secreta y puede que fuera un error por parte del Centro de Control de Misiones en Houston permitirme asistir a aquel incidente. No puedo decir nada más que eso.

También he observado muchos OVNIs volando cerca de cohetes en muchas misiones. Cuando tuvo lugar la misión del STS-48, las famosas misiones espaciales en las que tomamos varias imágenes de OVNIs que nos evitaban, yo estaba trabajando en una de ellas. NASA nos dijo que eran cristales de hielo, ¡seguro que no lo eran!

Tengo un montón de información similar y datos. Nadie quiere publicarlos, ¿por qué? porque SABEN que yo SE la VERDAD. Buzz Aldrin sabe mucho más. Todo esto me hace pensar que SOMOS UNA ESPECIE ESCLAVIZADA sobre la Tierra.

Una enorme, extraña y desconocida nave estaba en órbita detrás de la nave espacial principal. Parecía un objeto de alas cortas y no parecía ser usado como nave para largas distancias estelares. Parecía ser pequeño para esa función y probablemente incapaz de viajar al espacio exterior. Observé toda esta escena impresionante durante un total de un minuto siete segundos, llevando el control con mi reloj de astronauta”.

Nota Trinity: arriba en la foto se aprecia una imagen del B-2 Bomber, conocido por los expertos en aviación y a la izquierda el dibujo de McClelland sobre el UFO que observó “escoltando” a la nave espacial en la que viajaba la entidad “gigante”.


“Soy un experto en registrar tales actividades únicas. Escribí un informe detallado. El informe no fue enviado al director de lanzamientos de misiones de la NASA. No tenía testigos y yo había hecho un informe “oficial”; sin embargo, también podría ser que lo que yo veía estaba siendo monitoreado a su vez secretamente por el Centro de Control de Misiones en Houston, Texas, así que aparentemente, sabían que yo estaba observando a esta entidad de gran tamaño interactuar con astronautas de la NASA, sin ser oficialmente asignado para poder hacerlo.

Cerca de dos meses después de mi incidente, fui informado de la existencia de otro informe similar firmado que había realizado otro ingeniero aeroespacial. Esta persona también estaba involucrada en lanzamientos de naves espaciales.

Este ingeniero aeroespacial vio a una entidad similar, de ocho a nueve pies de alto, DENTRO de un compartimento para la tripulación de una nave espacial mientras ésta orbitaba la Tierra, ¡dentro de la nave!. Esta entidad iba encorvada para proteger su cabeza de golpes dentro de la estructura de la nave. De nuevo, se comunicaba con dos astronautas de la NASA mucho más pequeños que él.

Ni el Programa Espacial de los Estados Unidos, ni ningún otro Programa Espacial Extranjero conocido en la Tierra construye naves espaciales, siendo éstas capaces de alojar a entidades de tal tamaño”.

Desde que McClelland redactó su informe perdió su trabajo (y perdió la posibilidad de tener cualquier otro) y se le apartó de cualquier beneficio sanitario o pensión por retiro. Estas son sus palabras al respecto que nos ayudan a comprender por qué su caso es la excepcion, en lugar de la regla:

“Una corte de apelación oyó mi caso y no pude seguir con mi trabajo, ni tuve beneficios de salud, ni retiro alguno. Por favor, que Dios Proteja a América, he vivido en la pobreza desde que tomé esa decisión. Si te echan de la NASA, nadie más te contratará en la vida.”

Y su mensaje final no puede ser más explícito:

“Gente de la Tierra, la raza humana no está en absoluto SOLA en nuestra Galaxia de la Via Láctea, ni tampoco en lo ancho del Universo.

Durante mis numerosos años en exploración astronómica y aeroespacial, llegó a ser muy obvio que la raza humana estaba controlada por un gobierno en la sombra más poderoso y maléfico. Es lo suficientemente poderoso como para imponerse a las decisiones nacionales y políticas, y mantenernos a todos en condiciones de esclavitud globalizada y control económico total. ¿Eres consciente del declive que estamos experimentando en estos momentos?.

El Antiguo Testamento habla de Gigantes (nota Trinity; los Nephilim) copulando con mujeres terrestres. Gigantes aparecen en toda la historia de la Tierra. ¿Están todavía aquí con nosotros? ¿Son estos los gigantes que los dos vimos?

Agradezco enormemente al Dr. Henry Makow su valentía por permitir que mi informe llegue a todos vosotros. Pocas personas me han ofrecido su ayuda. Le ofrezco mi gratitud auténtica por permitir que publique esto en su web site.

Clark C. McClelland, ex flota de Viajes Espaciales, Kennedy Space Center, Florida

Fin de la carta de McClelland-

-Fuente:Noticias ARB--A/C*-FILEALIEN-46-

No hay comentarios:

Publicar un comentario

DEJA AQUI TU COMENTARIO O EN CORREO ELECTRONICO:arnold462009@hotmail.com